DE AQUELLOS POLVOS VIENEN ESTOS LODOS.

TerrorismoNo sabría definir cómo me siento: triste, desesperanzado, cabreado, indignado, o todo junto, después de enterarme del atentado en Bruselas de hoy. Uno más. Y me temo que no el último.

Ahora toca que los representantes políticos de los países más poderosos de Europa salgan a la palestra, con cara compungida y voz firme, pronunciando frases vacías y adecuadas a las circunstancias. Toca dar un puñetazo en la mesa, (flojito, eso sí, no se vayan a lesionar la muñeca)  y condenar, con estudiada firmeza, estos actos viles y miserables. Frases que tocarán la fibra del pueblo, ya de por sí muy sensible, que ensalzarán patriotismos excesivos e insanos, pregonando una férrea unidad de los gobernantes de turno. Unidad que se diluirá con el tiempo, a buen seguro.

En unos días, la gente lo olvidará… excepto las víctimas, claro, las víctimas nunca olvidan. Todo seguirá igual, los países del “primer mundo” seguirán vendiendo las armas que usaran los radicales para atentar contra los que se las vendieron (¡qué ironía! ¿verdad?). Seguirán haciendo chanchullos varios en los países de Oriente, en Sudamérica y en vete a saber qué recónditos y estratégicos lugares. Seguirán con sus negocios turbios por aquellas tierras con tanta pobreza (miseria, hambre, muerte…) y tanta riqueza (petróleo, gas…). Seguirán poniendo fronteras al campo, para que las víctimas de las guerras que ellos han fomentado ni se arrimen a nuestro terruño.
Y nosotros, los ciudadanos de los países “ricos” (al menos en economía), cuando nos toca de cerca, nos llevamos las manos a la cabeza, despotricamos contra esos salvajes, nos cagamos de miedo y depositamos con fervor nuestra confianza en nuestros gobernantes salvadores, esos mismos que venden las armas a los radicales y que chanchullean en aquellas tierras, tan lejanas para nosotros, de las que tanto hablan en los telediarios y que pronto olvidaremos cuando los emitan un buen partido de fútbol en la tele.

Terrorismo

De aquellos polvos vienen estos lodos…

La mayor tristeza es la de evitar vivir sabiendo que morir es inevitable (OsKarTel)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.