EL COVID SE DESMORONA

Anuncios

La farsa del Covid se está desmoronando y no tiene vuelta atrás, gracias a nuestros mayores. Me enorgullezco de los ancianos de mi ciudad por el valor que demuestran al entrar en supermercados sin bozal.

¡Bravo por ellos!

¡Tomemos nota y sigamos su ejemplo!

Hoy os cuento los avances que está habiendo con respecto al derrumbe inminente de toda esta farsa del Covid con un testimonio real y los problemas que acarrea llevar varias horas un bozal en la cara (testimonio de primera mano). Muy pronto nos vamos a liberar de esta tortura psicológica y de esta cárcel globalizada.

De hecho, sin ir más lejos, los medios de comunicación de masas están empezando a decir que los bozales no son obligatorios. Revisad los telediarios y comprobadlo.

Por otro lado, estoy notando últimamente que las personas de mi entorno están cambiando su actitud ante la vida, están vibrando más alto y eso crea una sinergia fantástica que nos hace crecer a todos, a mí y a ellos.

Debo confesaros que, sinceramente, creo que la luz interior que alimento casi a diario está influyendo en este hecho y por ello os animo a que lo probéis vosotros también. Comenzad a meditar, a alimentar vuestra propia luz y veréis cómo las personas de vuestro alrededor notan vuestra paz y plenitud y se contagian de ella.

Hacedlo y contadme vuestras experiencias en los comentarios de este artículo.